OJOS QUE NO VEN…GOOGLE MAP QUE TE PEGO…

el

La tecnología avanza que da miedo. ¿Saben la última? Esa del Google Map Street View, sólo el nombre asusta, ¿no? Se los traduzco, vendría a ser algo así como: Mapas de Google a vista de calle, aunque seguro que no es la traducción exacta, en algo se le parece. La historia en sí es que tecleando el citado “site”, accedemos a una página en la que podemos ver las calles como si estuviéramos en ellas. Nada de imágenes aéreas como esas que veíamos antes, eso ya está desfasado. Les digo que se ve todo todito y vaya que sí se ve. Sino que se lo pregunten a mi vecino.

Les nombro a mi vecino, “Rogelio el anzuelo”, porque él comprobó cuan importante es la tecnología en estos casos. Resulta ser que las imágenes en las que podemos ver nuestra Gran canaria en todo su esplendor, se tomaron en nuestra isla en noviembre del pasado año, este dato salió hace unos días en la prensa y no me lo he inventado, como suelo hacer con la mayoría de datos de los que no dispongo. Pues como les decía, a “Rogelio el anzuelo”, le dio por comprobar como se vería su casa desde este nuevo instrumento tecnológico.

Claro, cual fue su sorpresa al poner el nombre de su calle, dirección que no voy a decir por respeto a su intimidad y de la que solo diré que está en Teror, en el número 4 de la calle Almansa, al ver que no estaba su coche. Delante de su casa terrera, sólo aparca él y su mujer, pero el coche de su mujer si estaba y el suyo no. Eso le hizo pensar a “Rogelio el anzuelo” que era sábado porque es el único día que su coche no está aparcado allí, día por cierto, en el que sale con los amigos a pescar. Peero como “Rogelio el anzuelo” es muy listo amplió la foto y logró ver detrás del coche de su mujer, la moto de su compadre “Santiaguito el engaña-baldosas” el mote le viene porque es cojo. Que pasó, que Santiaguito estuvo todo el mes de noviembre del pasado año sin ir a pescar porque dijo tener un virus. Algo que abrió los ojos del protagonista de la historia.

Que paradoja porque, gracias a la red, “Rogelio el anzuelo” consiguió desvelar cómo su mujer se la pegaba con otro. Luego me enteré que se la pegaba con otros más y que el mote se lo puso su propia esposa al asegurar que le llamaba el anzuelo, porque siempre que iba a pescar, el que picaba era él.

Con esto les quiero decir, que herramientas tan altamente tecnológicas pueden desvelar algún que otro secreto de nuestras vidas y que sí se buscan acabarán encontrándose pero, y si buscan a sus esposas, maridos, novios o novias….¿les gustará ver qué hacían ese día?

Esta es la crónica habitual, de un día como otro cualquiera.

http://www.youtube.com/v/vuK0WyVNbGw&hl=es_ES&fs=1&

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s