J.A.S.T – JOVEN AUNQUE SOBRADAMENTE SIN TRABAJO…

Photobucket

Aún me cuesta digerir la noticia que la pasada semana tenía la triste suerte de leer y que rezaba de esta forma: “Uno de cada dos jóvenes en paro”. El dato es generalizado y abarca todo el territorio nacional pero lo más triste es que nuevamente Canarias vuelve a ser líder y se sitúa como la que tiene mayor desempleo juvenil en el país siendo ya 52 mil los menores de 25 años que no tienen trabajo. ¿Cuál es la lectura que podemos sacar de este titular? Qué no se han hecho las cosas como se deberían haber hecho.


Digo esto porque aunque el dato es alarmante, lo alarmante en sí, es que todos estos jóvenes que engordan las listas del paro, abandonaron en su día los estudios, para formar parte del sector de la construcción por los altos salarios que allí se podían obtener. Ahora, que el sector se ha desmoronado, curiosamente sólo es la gente que lleva años trabajando ahí, los que mantienen su puesto o los seleccionados, en el mejor de los casos si de repente sale alguna oferta en el desgastado sector, quienes son elegidos ante cualquier fornido joven.


La verdad es que esto no habría ocurrido si se hubiese pensado una alternativa que beneficiara a ambas partes. Algo que se me ocurre; pues en vez de pagar salarios exorbitantes a imberbes neonatos y cuyas únicas metas eran comprar ropa de marca y algún coche caro, pagarles menos pero complementar su labor con la continuidad de los estudios o con cursos de perfeccionamiento. ¿Por qué en España, no se da la posibilidad de complementar y sólo nos dan la alternativa de elegir?


Sé que la solución que acabo de proponer no arregla el hundimiento del sector de la construcción y que estos jóvenes igualmente estarían ahora en paro, tal vez, pero por lo menos estarían más preparados e incluso podrían haber optado a trabajar en el extranjero. Ahora, o se quedan a terminar sus estudios o esperan a que les salga algún trabajito para ir tirando. Es una pena que día a día nos tengamos que lamentar y seguir leyendo noticias de este tipo, pero ya lo dije en su día, ante situaciones desesperadas, medidas inteligentes. Así que propongo al Gobierno de Canarias, al Estado o a aquel que posea todo el poder de decidir sin importarle lo que el pueblo opine que haga lo siguiente:


-Que fomente el interés de todo aquel que haya dejado sus estudios y que este sea recompensado por ello, no hablo de darles dinero pero sí una garantía de que obtendrá trabajo al finalizarlos.


-Que ayude a las pequeñas y medianas empresas a través de rebajas fiscales o con la supresión de los seguros sociales, sí contrata a un menor de edad determinada, algo que ya se hace en algunos casos también con aquellos que son mayores de 45 años.


-Y finalmente lo ya propuesto anteriormente, complementar, y no abandonar los estudios, si se consigue trabajo.


Sé que es una quimera lo que acabo de proponer y que muchos pensarán que es algo imposible, pero sin alternativas, la vida sería como un árbol sin ramas, solo el tallo y nada más. Así que espero que la situación sea pasajera y termine cuanto antes para que así nuestros jóvenes (entre los que me gusta aún incluirme) puedan tener un buen recuerdo de estos años y nosotros podamos volver oír a los más mayores decir: “juventud, divino tesoro”.


Esta es la crónica habitual, de un día como otro cualquiera.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s