EL AFEMINADO POLLO…

Se acabó el comer pollo. Así es, por mi salud sexual, a partir de hoy, dejaré de comer pollo y ahora les explico por qué, aunque estoy seguro que ya se huelen algo. Resulta que el máximo mandatario boliviano Evo Morales, ha dado con la respuesta a la pregunta que llevan haciéndose durante siglos los homófobos. ¿Qué hace a un hombre homosexual? Según Morales, el pollo.

Por lo visto, la teoría del jefe de Estado boliviano se basa en la alimentación que se le da a los pollos en Europa, ya que, según dice, se les atiborra de hormonas femeninas, de ahí que los que coman pollo, se volverán gays. Según Morales, comer pollo provoca desviaciones en los hombres. La verdad es que es un comentario ejemplarizante, porque de el podemos deducir grandes cosas. En primer lugar que es cierto que comer pollo da lugar a desviaciones.

Sin ir más lejos, porque luego tendría que volver para estar cerca…una vez iba en mi coche comiéndome una grasienta alita de pollo y cuando me di cuenta, me salté la salida de la autopista, por lo que esto me produjo una desviación…en mi camino. Así que no entiendo porque ha levantado tal polémica unas palabras tan acertadas. Incluso, su comentario ha provocado que cambien las tendencias, los nuevos bares de ambiente ahora, son los asaderos de pollos.

Es cierto que no muchos, por no decir todos, están en contra de esta teoría. Pero claro, lo dicen sin darse cuenta en los estudios que habrá realizado Morales a través de toda su trayectoria política, que habrá, pienso yo, combinado con una fructífera carrera de ingeniero transgénico. No obstante, las asociaciones de Gays y lesbianas de diferentes países han pedido una rectificación al Presidente de Bolivia por considerar desacertadas sus palabras, y más viniendo de un jefe de estado.

Lo cierto es que ahora ya no sabré que comer porque con lo que me gustaba el pollo, el saber que eso me convertirá en un hombre que ama a los hombres, no me acaba de convencer. Pero ¿qué pasará con las mujeres que lo coman, se convertirán en más mujeres o serán más femeninas? Porque de eso no habla Morales en su perorata. Seguro que las féminas antes de salir de casa, a partir de ahora, en vez de ponerse maquillaje, se pondrán una base de grasa de pollo. Así serán más hembras.

También, para abordar todos los casos, el acertado estudio de tan visionario machote, hará que se cambien comentarios habituales. A partir de ahora ya no podremos decir: “Tengo la piel de pollo”. No sea que alguien piense que tenemos piel de converso homosexual. Tendremos que utilizar el comentario de toda la vida: “Se me pusieron los pelos de punta”. Tampoco podremos dar ya nuestro “apoyo”, porque se considerará ofensivo ofrecer nuestra parte más gay. Y sin duda, será una pena no poder llamar más a la col, repollo. Aunque yo siempre sospeché de esta hortaliza.

Lamento sinceramente que alguien que está al frente de un país haga comentarios de este tipo, pero eso simplemente demuestra que la inteligencia, no va unida, en este caso, con la responsabilidad. Así que sólo decirle a este pollo que no cuenta con mi apoyo y a los que hayan comido o no pollo durante su vida y sientan la necesidad de hacer saber al mundo que son homosexuales, que sepan que ahora no podrán salir del armario, ahora tendrán que salir del corral.

Esta es la crónica habitual, de un día como otro cualquiera.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s