¿EL PROXIMO PLANETA POR FAVOR? SIGA TODO RECTO Y GIRE A LA DERECHA…

Es impresionante como es el ser humano. En una epoca en
la que podríamos considerarnos aún más autodestructivos
que en todo el tiempo que llevamos habitando en el Universo,
la búsqueda de planetas que tengan las características
similares a la Tierra por tener un planeta parecido donde
vivir, son cada vez más intensas. Hace poco leía que por
fin esa búsqueda ya ha obtenido un resultado positivo y
que no es otro que el hallazgo del planeta “OGLE-2005
-BLG-390LB”.

La verdad es que para ser un planeta parecido al nuestro
el nombre es un poco feo y complicado, aunque según
apuntan los científicos este nombre será cambiado desde
que puedan bautizar al planeta. No sé si se hará como se
hace con los barcos, con un botellazo en el casco, o como
con los bebés, con un frío remojado en la pila bautismal,
pero sí es cierto que el nombre que se le ponga al
“neoplaneta” nos dará muchas pistas de la intención de la
raza humana en la nueva superficie a poblar.

Si le llamaran Tierra 2, parecerá que estamos hablando
de la segunda parte de una mala película de Steven Seagal.
Otra opción que podría ser original sería la de llamarlo
“Nueva superficie para acabar con ella en un periodo de
tiempo determinado”. Este nuevo nombre será el más
apropiado viendo la facilidad que tenemos los humanos
de destruir el lugar en el que vivimos.

La última lindeza ecológica que ha sufrido este planeta
ha sido el vertido de la marea roja, aguas contaminadas
con aluminio que están afectando al ecosistema del oeste
de Hungría e incluso llegando a apoderarse del que fuera
el Danubio, un río que ahora se tiñe de rojo y abandona
su idílico azul. Pero no nos debería sorprender este nuevo
desastre tras el vertido tóxico en las costas del golfo de
Méjico. Y estos porque son a gran escala, pero los pequeños
que se producen alrededor del mundo y de los que no hay
constancia porque, no hay quien lo registre a través de
imágenes en un momento determinado, podrían ser peores.



A lo que iba, este nuevo planeta que se encuentra en la
constelación de Sagitario: Hoy tendrás suerte en el amor,
salud buena y cuidado con los excesos; y del que, sus
características más destacadas resalta el que haya agua,
aunque en estado sólido, o sea, congelada, su estado es
rocoso y el planeta tiene una masa cinco veces mayor que
la tierra. Así que tendremos, hielo para hacer cubitos y
meter en los cubatas, piedras para arrojarnos cuando nos
pongamos belicosos y unas dimensiones cinco veces más
grandes que las de la tierra, con lo cual, más sitio para
destrozar.

Sólo hay dos detalles que he obviado pero que les desvelo
ya; Uno de ellos hace referencia a la temperatura del planeta
puesto que este se encuentra a 220 grados bajo cero. Algo
fresquito inicialmente, pero que no supondrá problema
alguno una vez nos hayamos instalado y puesto en marcha
un nuevo cambio climático. Con eso del calentamiento
global, lo ponemos en 25 grados en menos de un año.
Y el otro detalle es que al no tener gravitación propia, o
algo así he entendido, no gira en torno al sol, primero
porque le queda muy lejos y segundo porque le llevaría
diez años aproximadamente dar una vuelta completa.
Con lo cual, la mitad del planeta estaría al sol y la otra
mitad a la sombra.
¿Se imaginan que caro se vendería un apartamento en
pleno meridiano planetario? A un paso del sol y a otro de
la sombra. Pero también este planeta sería una faena
porque no soportaría ir a la playa de noche o salir de fiesta de día.
Sería un mundo estático y con posibilidades limitadas al mundo
diurno y nocturno. Por eso y por que está a más de 28 mil años
luz de distancia de la tierra, un poco más si vamos por La Aldea,
me quedo con nuestro degradado planetita, ya que si encima
que una gran cantidad de desalmados han conseguido deteriorarlo
hasta este punto a través de los siglos, no creo que sea justo
abandonarlo ahora a su suerte. Aunque ya lo dijera Herbert
Marshall Mcluhan al afirmar que: “No hay pasajeros en la nave
espacial Tierra puesto que todos somos tripulantes...”

Esta es la crónica habitual, de un día como otro cualquiera.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s