A MULETAS O AMULETOS…

el

La verdad es que no entiendo a los españolitos ni sus españoladas porque en una nación que no se caracteriza principalmente por ser muy afín a la casa real, y eso que están obligados a aceptarla porque la Constitución Española establece en su artículo 1, apartado 3 que “la forma política del Estado español es la Monarquía parlamentaria”, el que de repente sucedan cosas como la que les voy a contar a continuación son más que paradójicas.

Ayer, cuando el Rey salía del Hospital donde fue intervenido de la rodilla, algo llamó la atención de los medios de comunicación y ese algo no fue otra cosa que las muletas que sostenían al Monarca español. Unos ‘apoyos’ de los que el mismísimo Don Juan Carlos no solo destacó su comodidad sino que además llevaban como extra, luces para ver por la noche y un claxon para abrirse paso entre la gente.

Así es, las muletas con bocina y luces han causado tal furor entre el pueblo llano que la única tienda que posee la venta exclusiva en España ha visto como se han agotado en cuestión de horas. De ahí que resaltara al comienzo de la editorial que no entiendo a los españoles porque en vez de criticar al monarca por llevar unas muletas de 120 euros el par (cuando las otras cuestan cuatro veces menos), lo que han hecho ha sido imitarle.

Muchas son las personas que sin estar lesionadas las compraban sólo por ver si además éstas tenían asientos reclinables y elevalunas eléctricos. Incluso se ha dado el caso de algún que otro desaprensivo que se ha provocado un esguince de tobillo pensando que obtendría un par de manera gratuita en su centro de salud habitual, mientras que lo único que ha sacado ha sido un tensoplast de segunda mano y un termalgin para el dolor.

Y la verdad que me alegra que por una vez el Rey haya marcado tendencia y no haya sido criticado por ello, pero siento que no fuera por ser el máximo exponente de nuestro país sino por sus tecnológicos bastones que al fin y al cabo se han convertido de muletas a amuletos. Sea como fuere y sin quererlo, el regente de España ha conseguido en esta ocasión y gracias a sus ultramodernas muletas un gran apoyo en su recuperación, el del pueblo.

Esta es la crónica habitual, de un día como otro cualquiera…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s