“¿Quieres que tengamos un hijo? Sí, cuando nos jubilemos”. Un estudio del INE indica que la situación de incertidumbre actual retrasa la decisión de tener hijos.

Imagen: guiainfantil.com

Hace unos años, por no decir décadas, lo más habitual en las parejas era casarse y en un futuro no muy lejano, tener hijos. Desde hace poco, esa tendencia ha dado un giro radical postergando una decisión tan importante para la continuidad del lazo que une a dos personas y todo por culpa de la actual situación económica tal y como recogen los últimos datos facilitados por el INE en los que se refleja que el número de nacimientos en España en 2011 se ha reducido por tercer año consecutivo.

Y cuando se habla de nacimientos, que nadie crea que ha descendido el número de belenes navideños a lo largo y ancho de la geografía española, nada que ver. De lo que habla este informe es del descenso de la llegada de bebes portados por la cigüeña desde París, un 3,5% menos que en el año anterior. Además también desde el Instituto Nacional de Estadística inciden en que se eleva la edad media de la maternidad hasta los 31,4 años.

Ante estos datos podemos pensar, en un primer momento, que los jóvenes de nuestra generación son demasiado egoístas porque piensan más en ellos y no en tener descendencia. Idea no muy desencaminada por culpa de la sociedad que nos ha tocado vivir en la que siempre ha primado más el  “quítate tú para ponerme yo” que otra cosa. Algo que se podría denominar como: “Sociedad del me, mí, conmigo”.

Pero aunque muchas parejas sean o no egoístas y prefieran viajar o como suelen decir, vivir, antes de que pudiera llegar un bebe, los que en realidad lo desean no pueden ni podrán si la cosa sigue así. Y es normal que tengan miedo a aventurarse porque nadie sabe de qué forma se puede criar a un bebe con “austeridad”, o simplemente desechan la idea porque les gustaría que sus hijos fueran felices y este mundo no es garantía de que así sea.

Es por ello que sólo puedo desearle mucha suerte y esperanza a las parejas que a través de su amor se atrevan a dar luz a una nueva vida. Pero también pedirles que críen a sus hijos en un clima de respeto, educación y valores sea cual sea la circunstancia que les haya tocado vivir porque si las futuras generaciones viven sin ilusión, llegará un día en el que el mundo, se quedará huérfano.

Esta es la crónica habitual, de un día como otro cualquiera…

 

Síguenos en…

twitter:   @joseluismrtn

facebook:  www.facebook.com/eltridenteblog

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s